MENUMENU

Vitamina E – Tocoferol

Valore esta información

La Vitamina E también llamada Tocoferol es una vitamina liposoluble la cual se disuelve en aceites y se ingresa al organismo mediante la ingesta de una gran cantidad de alimentos especialmente aquellos ricos en grasas, las vitaminas liposolubles se almacenan en el cuerpo por lo cual no es necesario consumirlas diariamente.

A diferencia de algunas vitaminas como ser la vitamina C y la vitamina B, la vitamina E no se destruye en el proceso de cocción, pero si se degrada al entrar en congelación.

La Vitamina E (Tocoferol) tiene un efecto beneficioso para la activación de la circulación periférica, aumentando y extendiendo los canales de circulación colaterales, tanto la bilis como las enzimas pancreáticas son esenciales para una correcta absorción, esta se deposita en el hígado, músculos y principalmente en el tejido adiposo. Su absorción es a través del intestino donde en combinación con las grasas, se convierte en quilomicrones, que son distribuidos por todo el organismo, casi toda la Vitamina E esta recogida en las lipoproteínas de alta y baja densidad. Su principal función es actuar como barredero de los radicales libres.

La Vitamina E (Tocoferol) es el mejor antioxidante de la superficie celular, además de favorecer el almacenamiento de la vitamina A.

 

Funciones que desempeña la Vitamina E (Tocoferol) en el organismo

– Es necesaria para un normal desarrollo muscular.
– Ayuda a combatir el estrés, la vitamina E es esencial en el mantenimiento de la integridad y estabilidad de la membrana axonal (membrana de las neuronas).
– El Tocoferol se recomienda para la prevención y tratamiento de enfermedades cardiovasculares ya que favorece la absorción de grasas no saturadas lo cual ayuda a combatir el colesterol y los triglicéridos.
– Previene la formación y extensión de coágulos, y por tanto de embolias, evita o disminuye el riesgo de padecer un infarto de miocardio, angina de pecho o embolias.
– Protege al organismo contra los radicales libres, que causan degeneración de los tejidos como la piel y vasos sanguíneos.
– Favorece el crecimiento normal y ayuda al funcionamiento de las células de los músculos, nervios y la sangre.
– Aumenta las funciones inmunológicas.
– Protege de los agentes contaminantes medioambientales.
– Puede ayudar en la prevención de cáncer.
– Previene los trastornos vasculares periféricos.
– Isquemia en los tejidos, muy común en los infartos de miocardio, la apoplejía y los fallos renales.
– Ayuda a combatir el síndrome premenstrual.
– Mejora la capacidad de los tejidos para usar el oxígeno.
– Puede aumentar la potencia muscular de los atletas.
– Es un vasodilatador de los capilares, fortaleciendo los capilares dañados.
– El suplemento de la Vitamina E aumenta la respuesta inmunológica.
– Previene los trastornos vasculares periféricos.
– Ayuda a regular la unión de las plaquetas.
– Ayuda como agente desintoxicante, ayudando en la protección de las células ante la presencia de compuestos tóxicos, metales pesados, drogas y radiaciones.
– Necesaria para la resistencia de los eritrocitos y para su hemolisis.
– Puede ayudar en el tratamiento de Crohn.
– Facilita la acción de la insulina.
– Alivia los calambres en las piernas.
– Al ser ligeramente diurético, puede ayudar como coadyuvante en los tratamientos de hipertensión arterial.
– Puede ayudar a combatir la fatiga.
– Potencia la acción del selenio en la lucha contra el cáncer.
– Ayuda en la lucha contra enfermedades degenerativas.
– Ayuda a combatir y prevenir la arteriosclerosis.
– Puede ayudar a personas que padecen de Parkinson.
– Stress oxidativo: el oxígeno puede ser a veces dañino ya que actúa sobre las moléculas del organismo haciéndolas muy reactivas, cuando estas moléculas se vuelven tan reactivas comienzan a dañar las estructuras celulares de su alrededor. Las células no usan todo el oxígeno que entra sino solo una pequeña parte de ese oxigeno será convertido en formas químicas nocivas denominados radicales libres que son inestables y reaccionan con células cercanas provocando un gran daño, alterando su función, envejeciéndolas y por ultimo las destruye.
– Visión se cree que la Vitamina E es entre otros antioxidantes puede prevenir o retrasar la formación de cataratas.
– Cicatrizante: la vitamina E es importante en la formación de fibras elásticas y colágeno del tejido conjuntivo. promoviendo la cicatrización de quemaduras.
– Protección contra la destrucción de la vitamina A, selenio, ácido graso y vitamina C.
– Protección contra la anemia.
– Fertilidad y sistema reproductor.

 

La falta de Vitamina E (Tocoferol) puede ocasionar

– Respuesta inmune disminuida.
– Cansancio, apatía.
– Dificultad para mantener el equilibrio.
– Alteraciones oculares.
– Pueden darse dificultades respiratorias más o menos graves puede aparecer fibrosis cística.
– Puede darse nacimientos prematuros.
– Es posible la aparición de edemas.
– Puede darse mayor irritabilidad.
– La piel puede mostrar un aspecto más áspero.

 

Alimentos ricos en Vitamina E (Tocoferol)

ORIGEN ANIMAL: pescado (lija, gallineta nórdica, caballa), aves (pavo, pollo),

ORIGEN VEGETAL: aceites y grasas (aceite de nuez, aceite girasol, aceite de semillas de algodón, aceite de germen de trigo, aceite de palma, aceite de cacahuate, aceite de sésamo, aceite de cártamo, aceite de soja, aceite de maíz), cereales (germen de centeno, harina integral, pan integral sueco), hortalizas (apio, calabaza, col rizada, diente de león, nabo, puerro), legumbres (habas de soja).

FRUTOS SECOS: almendras, avellana, semilla de girasol, linaza.

 

Requerimiento diario de Vitamina E (Tocoferol)) para el organismo

Bebes:
0 a 6 meses 4mg/día.
7 a 12 meses 5mg/día.

Niños:
1 a 3 años 6mg/día.
4 a 8 años 7 mg/día.
9 a 13 años 11mg/día.

Adolescentes y adultos:
14 años en adelante 15 mg/día.
Adolescentes y mujeres embarazadas 15 mg/día.
Adolescentes y mujeres lactantes 19 mg/día.

Niveles seguros más altos en suplementos de Vitamina E (Tocoferol) para adultos es de 1,500 IU/día para formas naturales de esta vitamina.

Formas artificiales es de 1,000 IU/día.

 

Interacciones de la Vitamina E (Tocoferol) con medicamentos

Ciclosporina: el tomar grandes cantidades de Ciclosporina con Vitamina E (Tocoferol) podría aumentar la cantidad de Ciclosporina que el cuerpo absorbe, esto podría aumentar los efectos secundarios de la Ciclosporina.

Medicamentos alterados por el hígado: algunos medicamentos son alterados y descompuestos por el hígado, las Vitamina E (Tocoferol) puede aumentar la rapidez con que el hígado descompone algunos medicamentos. El tomar Vitamina E (Tocoferol) junto con medicamentos que son descompuestos por el hígado puede disminuir su eficacia.

Medicamentos para el cáncer: la Vitamina E (Tocoferol) es un antioxidante, existe un poco de preocupación de que los antioxidantes podrían disminuir la eficacia de algunos medicamentos que se usan para el cáncer.

Medicamento que retardan la coagulación sanguínea: la Vitamina E (Tocoferol) podría retardar la coagulación, el tomar Vitamina E (Tocoferol) junto con medicamentos que también retardan la coagulación podría aumentar la posibilidad de sufrir hematomas y pérdida de sangre.

Medicamentos que se usan para bajar el colesterol: el tomar Vitamina E (Tocoferol), betacarotenos, Vitamina C y selenio juntos podrían disminuir la eficacia de algunos medicamentos que se usan para bajar el colesterol.

Niacina: el tomar Vitamina E (Tocoferol), betacarotenos, Vitamina C y selenio juntos podrían aumentar el colesterol.

La Warfarina: es usada para retardar la coagulación sanguínea, el tomar Vitamina E (Tocoferol), también puede retardar la coagulación sanguínea, tomarlas juntas podrían aumentar la posibilidad de hematomas y pérdida de sangre.

 

Interacciones de la Vitamina E (Tocoferol) con hierbas y suplementos

Ácidos grasos: el tomar ácidos grasos como ser la omega 6, especialmente en dosis alta puede aumentar la cantidad de vitamina E que nuestro cuerpo necesita.

Betacarotenos: ciertas investigaciones sugieren que la Vitamina E (Tocoferol) podría reducir la absorción de betaroteno, se recomienda solo usar la dosis que el cuerpo necesita y no excederla.

Hierro: hay preocupaciones de que grandes dosis de Vitamina E (Tocoferol) podrían retardar la absorción de suplementos de hierro en infantes gravemente anémicos, evite altas dosis en infantes anémicos.

Vitamina K: el tomar dosis de 800 IU/día o más de Vitamina E (Tocoferol) podría disminuir los efectos de la Vitamina K y aumentar el riesgo de sangrado en las personas que están tomando warfarina u otros medicamentos que retardan la coagulación sanguínea.

 

Enfermedades en las que se aconseja el uso de Vitamina E (Tocoferol)

– Hígado: cirrosis.
– Oftalmología: cataratas, trastornos oculares.
– Páncreas: trastornos del páncreas.
– Dermatología: acné, dermatitis, eccemas, herpes, manchas en la piel.
– Sistema circulatorio/Vascular: anginas de pecho, arteriosclerosis, flebitis, hemorroides, infartos, trombosis, varices, ulceras varicosas.
– Sistema nervioso/Neurología: ansiedad, angustia, depresión, epilepsia, esclerosis múltiple, estrés, trastornos nerviosos.

Otros:
– Alzheimer.
– Anemia.
– Calambres en las piernas.
– Cáncer.
– Colesterol y triglicéridos.
– Crohn.
– Debilidad muscular.
– Enfermedades degenerativas.
– Envejecimiento prematuro.
– Fatiga crónica.
– Fibrosis quística.
– Heridas y traumatismo.
– Hipertensión arterial.
– Infecciones.
– Infertilidad.
– Parkinson.
– Plaquetas, trastornos.
– Retención de líquidos.
– Síndrome pre-menstrual.

Las personas que llevan una alimentación rica en grasas y aceites poliinsaturados, necesitaran de esta vitamina.

Mujeres embarazadas deben tomar dosis complementarias.

Mujeres lactantes deben tomar dosis complementarias.

Las mujeres que están tomando anticonceptivos deben tomar dosis complementarias.

Las personas que toman agua clorada deben tomar dosis complementarias.

Individuos que tienen dificultad para absorber grasas o secretar bilis o que padezcan de algún desorden en el metabolismo de las grasas.

Bebes prematuros que pesan menos de los 1,500 gramos.

 

Precauciones a tener en cuenta con el uso Vitamina E (Tocoferol)

Embarazo y lactancia: existe ciertas preocupaciones al momento de tomar suplementos de Vitamina E (Tocoferol) podrían causar daños al feto si se toma temprano en el embarazo.

Angioplastia, un procedimiento cardiaco: inmediatamente antes y después de una angioplastia evite tomar suplementos que contienen Vitamina E (Tocoferol) u otras vitaminas antioxidantes, se recomienda consultar con un profesional de la salud antes de usar un suplemento.

Retinitis pigmentosa: 400 IU de all-rac-alfa-tocoferol (vitamina E sintética) parece aumentar la rapidez de la pérdida de la visión en las personas con retinitis pigmentosa.

Trastornos hemorrágicos: la vitamina E podría empeorar los trastornos hemorrágicos, si usted tiene un trastorno hemorrágico evite tomar el suplemento de Vitamina E.

Cáncer en el cuello: no tome Vitamina E en dosis de 400 IU/día o más la Vitamina E (Tocoferol) podría aumentar la probabilidad que el cáncer se regenere.

Cáncer de próstata: el tomar vitamina E podría aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de próstata, el efecto en hombre que ya tienen cáncer de próstata no está claro, pero teóricamente podría empeorar el cáncer de próstata al mezclarlo con suplementos de Vitamina E (Tocoferol).

Cirugías: evite el consumo de vitamina E podría aumentar el sangrado durante y después de una cirugía, se recomienda dejar de tomar Vitamina E (Tocoferol) por lo menos dos semanas antes de un procedimiento quirúrgico.

No se suelen dar problemas si se respeta la dosis, sin embargo en algunas personas puede darse ciertas circunstancias al tomar dosis mayores a los 800 IU ocasionándoles:

– Nauseas.
– Vomito.
– Diarrea.
– Debilidad muscular.
– Dolor abdominal.
– Fatiga.
– Disminución de la resistencia frente a infecciones bacterianas.
– Sangrados, debido a que la Vitamina E tiene efectos anticoagulantes.
– Hipertensión.
– Disminución de vitamina C en la sangre.

El exceso de Vitamina E (Tocoferol) en el organismo se relaciona con nauseas, gases y diarrea, así mismo, la coagulación de la sangre aumenta, por lo que no se recomienda altas dosis de Vitamina E (Tocoferol) en pacientes que consuman coagulantes.

 


 

Información obtenida de fuentes externas. Desde www.salud-vida.es no nos hacemos responsables del uso o interpretación que se le dé a la información aquí mostrada ni de la autenticidad o veracidad de la misma.

 

También te puede interesar

COMPARTE ESTA PÁGINA EN TUS REDES SOCIALES

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *