Vitamina B5 – Ácido Pantoténico

Vitamina B5 – Ácido Pantoténico
Vitamina B5 – Ácido Pantoténico
Nota: 5 de 5 (100%) de (100%) 2 voto[s]

La Vitamina B5 o Acido pantoténico pertenece al grupo de las vitaminas hidrosolubles, está presente en casi todos los alimentos que consumimos, además de tener la ventaja que las bacterias intestinales también la sintetizan, por tanto la deficiencia es casi inexistente, esta propiedad permite la eliminación atreves de la orina.

Al Poner los alimentos en cocción, estos pierden un alto grado de la vitamina. Se recomienda, como forma de disminuir la perdida, utilizar el agua de la cocción de las verduras y hortalizas para no perder esas vitaminas que han quedado disueltas en el agua.

El Ácido Pantoténico es usado frecuentemente en combinación con otras vitaminas del complejo de vitaminas B estas incluyen vitamina B1 (tiamina), vitamina B2 (riboflavina), vitamina B3 (niacina/niacinamida), vitamina B5 (pantoténico),vitamina B6 (piridoxina), vitamina B12 (cianocobalamina) y el ácido fólico.

La falta de Vitamina B5 o Acido pantoténico se da en caso de desnutrición severa lo cual se da por un déficit de Vitamina B5, en nuestra sociedad no suele darse con frecuencia, pero en caso de ocurrir, se pueden dar afecciones severas, ya que al igual que todos los micronutrientes como las vitaminas o los minerales, es esencial para llevar a cabo numerosas funciones en el organismo.

 

Funciones que desempeña la Vitamina B5 (Ácido Pantoténico) en el organismo

– Indispensable para la formación de anticuerpos.
– Forma parte de la coenzima A.
– Minimiza el efecto toxico de algunos antibióticos.
– Ayuda a combatir el cansancio y los efectos negativos de algunos medicamentos.
– Interviene en la síntesis de hormonas anti estrés (adrenalina) en las glándulas suprarrenales, a partir del colesterol, junto a otras vitaminas del grupo B es utilizado para mejorar y aliviar trastornos ocasionados por el estrés.
– Es vital para el buen funcionamiento de las glándulas adrenales.
– Ayuda a cicatrizar las heridas.
– Interviene en el metabolismo de proteínas, hidratos de carbono y grasas.
– Es posible que ayude a restablecer el color del cabello.
– Es esencial en la conversión de grasas y azucares en energía.
– Es necesario para la correcta utilización del ácido paba-aminobenzoico la colina.
– Previene y combate la fatiga.
– Fortalece el buen estado de la piel, mucosa y cabello.
– Es necesario para la síntesis de hierro.
– Ayuda en la normalización del proceso digestivo. Reduce la acidez estomacal junto la biotina y la tiamina, por tanto alivia la gastritis, las ulceras estomacales y demás patologías gástricas.
– Ayuda a disminuir los niveles de colesterol en la sangre.
– Ayuda a disminuir los síntomas de la migraña.
– Ayuda a aliviar los síntomas de la artritis.
– Interviene en la formación de insulina.

 

La falta de Vitamina B5 (Ácido Pantoténico) puede ocasionar

Como cualquier vitamina del grupo B, no es muy común que se dé una deficiencia del Ácido Pantoténico en el organismo, gracias a que se puede encontrar en la mayoría de los alimento. Esta deficiencia se encuentra principalmente en casos de mal nutrición severa.

Históricamente, la deficiencia de Vitamina B5 o Acido pantoténico fue protagonista del llamado “síndrome de pie quemado” que afecto a los prisioneros en la segunda guerra mundial en Asia. La deficiencia se ve solamente en personas que recibieron un antagonista junto a una dieta sin esta vitamina.

 

Síntomas más comunes de deficiencia de Vitamina B5 o Acido pantoténico

– Síntomas neurológicos: adormecimiento, hormigueo, pérdida de la sensibilidad en manos y pies.
– Dolor de cabeza.
– Hipoglicemia y una sensibilidad aumentada a la insulina.
– Alergias.
– Trastornos digestivos: nauseas, vomito.
– Ulceras gastroduodenales.
– Retraso en el crecimiento.
– Alteraciones de la conducta.
– Alteraciones del sueño: insomnio.
– Estrés.
– Agotamiento y apatía.
– Ardor y dolor de pies.
– Desordenes de la piel.
– Alteraciones en la sangre.
– Síndrome de Cushing (representa una excesiva producción de hormonas que pueden desencadenar diversos síntomas).
– Hipotensión.
– Taquicardias.
– Vértigo.
– Fatiga.

 

Causas que favorecen la deficiencia de Vitamina B5 o Acido pantoténico.

– Alimentos enlatados.
– Alimentos congelados.
– Abuso de las sulfamidas.
– Esfuerzos fiscos abusivos.
– Estrés.
– Abuso de estrógenos.
– Abuso de medicamentos para la conciliación del sueño.
– Abuso del alcohol.
– La cafeína.
– Abuso de vinagre.
– Abuso de bicarbonato.
– El refinamiento de la harina.

 

Alimentos ricos en Vitamina B5 (Ácido Pantoténico)

ORIGEN ANIMAL: hígado, viseras, carne de aves y huevos.

ORIGEN VEGETAL: levaduras, brócoli, patatas, legumbres, vegetales verdes, levadura de cerveza, cereales de grano completo, germen de trigo, jalea real, pan completo.

 

Requerimiento diario de Vitamina B5 (Ácido Pantoténico) para el organismo

Bebes:
O a 6 meses 1,7 mg/día.
7 a 12 meses 2 mg/día.

Niños:
4 a 8 años 3 mg/día.
9 a 13 años 4 mg/día.

Adolescentes de 14 a 18 años 5 mg/día

Adultos 5 mg/día.

Embarazadas 6 mg/día.

Mujeres lactantes 7 mg/día.

 

Vitaminas que al combinar con la Vitamina B5 (Ácido Pantoténico) potencian su efecto

– VITAMINA B6.
– VITAMINA B9.
– VITAMINA B12.
– VITAMINA C.

 

Enfermedades en las que se aconseja el uso de Vitamina B5 (Ácido Pantoténico)

Aparató digestivo: acides estomacal, celiaquismo, colitis, colon irritado, dispepsia.

Dermatología: acné, alopecia, arrugas, dermatitis, eccemas, heridas, herpes zoster, infecciones por hongos, picaduras de insectos, reacciones cutáneas, debilidad a la radioterapia, síndrome de la piel caliente o quemada.

Estomatología/oral: afonía, aftas.

Traumatología/ Reumatología: artritis, espondilo artritis anquilosante, osteoartritis, reuma, sinovitis toxica.

Sistema Nervioso/Neurología: autismo, depresión, dolor de cabeza, esclerosis múltiple, estrés, insomnio, fibromialgia, irritabilidad nerviosa, hiperactividad nerviosa, neuralgia, Parkinson.

Otros:
– Afecciones respiratoria.
– Alcoholismo.
– Alergias.
– Anemia.
– Asma.
– Calambres musculares en las piernas asociadas con el embarazo o el alcoholismo.
– Canas.
– Carencia de hierro.
– Caspa.
– Cistitis.
– Colesterol.
– Conjuntivitis.
– Convulsiones.
– En los deportistas mejora el rendimiento.
– Deficiencia del Ácido Pantoténico.
– Diabetes.
– Distrofia muscular.
– Efectos tóxicos del salicilato.
– Fatiga crónica.
– Glándulas suprarrenales.
– Infecciones en la lengua.
– Insuficiencia adrenal.
– Insuficiencia cardiaca.
– Heridas.
– Hipotiroidismo congénito.
– Mareos.
– Migraña.
– Neurotoxidad producida por la estreptomicina.}
– Obesidad.
– Polineuropatía diabética.
– Prostatitis.
– Resfriados y otras infecciones.
– Síndrome del ardor de pies.
– Síndrome pre-menstrual.
– Síndrome del túnel carpiano.
– Mejora la función del sistema inmunitario.
– Trastornos de la atención.
– Trastornos del crecimiento.

 

Precauciones a tener en cuenta con el uso de Vitamina B5 (Ácido Pantoténico)

Las vitaminas del grupo B siempre deben ser acompañadas por otras del mismo grupo para que su efecto sea mejor. Aun así no debemos olvidar que la ingesta en exceso puede provocar deficiencia en otras.

Hemofilia: si tiene Hemofilia no tome Vitamina B5 Acido Pantoténico prolonga el tiempo necesario para detener el sangrado.

 


 

Información obtenida de fuentes externas. Desde www.salud-vida.es no nos hacemos responsables del uso o interpretación que se le dé a la información aquí mostrada ni de la autenticidad o veracidad de la misma.

 

También te puede interesar

COMPARTE ESTA PÁGINA EN TUS REDES SOCIALES

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *