Vitamina C – Ácido Ascórbico

Vitamina C – Ácido Ascórbico
Vitamina C – Ácido Ascórbico
Nota: 5 de 5 (100%) de (100%) 1 voto[s]

La Vitamina C es una vitamina que pertenece al grupo de las vitaminas hidrosolubles junto con las Vitaminas B, además de ser de gran importancia para el crecimiento y desarrollo normal de nuestro organismo, también conocida como Ácido Ascórbico.

La Vitamina C es absorbida en el intestino pasando de forma rápida a la corriente sanguínea, los niveles máximos absorbidos por el organismo se alcanzan a las dos o tres horas siguientes a su ingestión y este es eliminado a las cuatro o seis horas a través de la orina.

Todos los seres humanos padecemos un déficit de Ácido Ascórbico, o alguna modalidad de ascórbico subclínico, ya que nuestro organismo no produce esta vitamina ni la almacena, es por ello que debemos incluir en nuestra dieta alimenticia la Vitamina C ya que es imprescindible para mejorar cualquier función orgánica, siendo un cofactor de varias enzimáticas vitales y entre otras cosas, nos protege contra la oxidación.

 

Función de la Vitamina C (Ácido Ascórbico) en el organismo

– Ayuda en la absorción de hierro.
– Ayuda en la formación de una proteína importante para la producción de la piel, tendones, ligamentos y vasos sanguíneos.
– Repara y mantiene el cartílago, los huesos y los dientes.
– Sana las heridas y forma tejidos cicatriciales.
– Sus funciones principales se hallan relacionadas con su acción como agente antioxidante, e interviene en un gran número de reacciones de óxido reducción como ser oxidación de aminoácidos aromáticos, reducción del ácido fólico, reducción del hierro.
– Ayuda a fabricar hormonas adrenocorticales, polisacáridos y colágeno.
– Ayuda a disminuir el colesterol.
– Protege el sistema circulatorio de los sedimentos grasos.
– Previene el escorbuto cuando se toma en dosis de 50 mg diario.
– Combate el estrés emocional y medioambiental.
– Disminuye los niveles de tensión arterial.
– Puede ayudar a evitar la formación de agentes cancerígenos como la nitrosaminas.
– Mejora el estreñimiento por sus propiedades laxantes.
– Reduce las complicaciones de la diabetes tipo II.
– mejora la visión y ejerce función preventiva ante la aparición de cataratas o glaucomas.
– Aumenta la producción de estrógenos durante la menopausia, en muchas ocasiones esta vitamina es utilizada para reducir o aliviar los síntomas de sofoco y demás.
– Mejora la calidad de los espermatozoides en los hombres adictos al tabaco.
– Puede ayudar a las personas que padecen de Parkinson.
– Puede ayudar en los tratamientos de la artritis y el reuma.
– Puede ayudar a mejorar la respuesta del sistema inmunitario.
– Ayuda en la desintoxicación del cadmio, mercurio, plomo y el DDT.

 

La falta de Vitamina C (Ácido Ascórbico) puede ocasionar

– La falta de Vitamina C (Ácido Ascórbico) puede ocasionar escorbuto, esta es una enfermedad que se caracteriza por provocar hinchamiento y sangrado en las encías, además de ocasionar pérdidas de las piezas dentales y al surgimiento de hematomas en el cuerpo debido al mínimo roce. Esto se da por que las paredes de los vasos sanguíneos no son fuertes y se rompen con facilidad, produciendo pequeñas hemorragias, las cuales en mayor medida pueden acabar en hemorragias internas que provocan la muerte.
– Debilidad del sistema inmune.
– Retraso en la cicatrización de las heridas.
– Mala digestión.
– Dificultades respiratorias.
– Mayor agresividad en los síntomas alérgicos.
– Mayor facilidad para contraer infecciones.
– Inflamación de las articulaciones.
– Fatiga.
– Alteraciones en la piel.
– Debilidad.
– Sangrado nasal.
– Mala calidad en los espermatozoides de los hombres adictos al tabaco.
– Anemia.
– Hemorragias espontaneas.
– Diabetes.
– Aumento de peso por metabolismo lento.

 

Razones que favorecen la deficiencia de Vitamina C (Ácido Ascórbico)

– Embarazo y lactancia.
– Intoxicación por cadmio.
– La inhalación de humo procedente de la combustión del petróleo.
– Intoxicación por aluminio.
– El consumo abusivo de alcohol.
– Intoxicación por plomo.
– Enfermedades infecciosas.
– Intoxicación por cobre inorgánico.
– Consumo de aceites rancios.
– Alteraciones emocionales importantes.
– El uso de anticonceptivos.
– El abuso de tranquilizantes.
– El abuso de cortisona.
– Tensión física abusiva.
– Consumo de antibióticos.
– Abuso de aspirina.

 

Alimentos ricos en Vitamina C (Ácido Ascórbico)

Dentro de los alimentos ricos en Vitamina C (Ácido Ascórbico) podemos encontrar frutas y verduras pero no en origen animal pues los animales tampoco pueden sintetizarlo.

ORIGEN VEGETAL: berros, boniato, cebolla, coles de brúcela, coliflor, col rizada, col lombarda, colinabo, guisante, hinojo, judías verdes, nabos, puerro, repollo, ruta bagá.

FRUTAS: acerolo, arándanos, bayas de espino amarillo, chirimoya, frambuesas, fresas, grosella negra, guayabas en almíbar, kiwi, mandarinas, mango, manzanas, melones, pomelo, naranjas, peras, piña, sebas dulces, uvas.

FRUTOS SECOS: nueces.

 

Requerimiento diario de Vitamina C (Ácido Ascórbico) para el organismo

Bebes:
0 a 6 meses 40 mg/día.
7 a 12 meses 50 mg/día.

Niños:
1 a 3 años 15 mg/día.
4 a 8 años 25 mg/día.
9 a 13 años 45 mg/día.

Adolescentes:
Niñas de 14 a 18 años 65 mg/día.
Adolescentes embarazadas 80 mg/día.
Niños de 14 a 18 años 75 mg/día.

Adultos:
Hombres de 19 años o más 90 mg/día.
Mujeres de 19 años o más 75 mg/día.
Mujeres embarazadas 85 mg/día.
Mujeres lactantes 120 mg/día.

Los fumadores activos o pasivos a cualquier edad deben incrementar su cantidad diaria de Vitamina C (Ácido Ascórbico) a 35 mg adicionalmente.

 

Estos elementos pueden potenciar los efectos de Vitamina C (Ácido Ascórbico)

– Calcio.
– Magnesio.
– Complejo vitaminado y mineral.
– Complejo de riboflabina.

Tenga cuidado con estos medicamentos:

Aluminio: la Vitamina C (Ácido Ascórbico) puede aumentar la cantidad de aluminio que el cuerpo absorbe, se debe tomar Vitamina C dos horas antes o cuatro horas después de tomar antiácidos.

Estrógenos: el cuerpo descompone los estrógenos para eliminarlos, la Vitamina C podría disminuir la rapidez con que el cuerpo elimina los estrógenos, el tomarlos juntos podría aumentar los efectos secundarios.

Flufenazina: grandes cantidades de Vitamina C (Ácido Ascórbico) podría disminuir la cantidad de flufenazina en el cuerpo, el tomarlos juntos podría disminuir la eficacia de la flufenazina.

Medicamentos que se usan para bajar el colesterol: el tomar Vitamina C (Ácido Ascórbico), betacarotenos, selenio y vitamina E juntos podrían disminuir la eficacia de algunos medicamentos que se usan para bajar el colesterol.

Niacina: el tomar Vitamina C (Ácido Ascórbico) con betacarotenos, selenio y vitamina E juntos podrían disminuir los efectos beneficiosos de la niacina.

Warfarina: se usa para los retardos de la coagulación sanguínea, grandes cantidades de Vitamina C podrían disminuir la eficacia de la Warfarina, lo cual podría aumentar el riesgo de producir coágulos.

 

Enfermedades en las que se aconseja el uso Vitamina C (Ácido Ascórbico)

Traumatología/Reumatología: artritis, artrosis, espondilo artritis anquilosante, lumbago, luxaciones, osteoporosis, oncología, raquitismo, reumatismo, sinovitis toxica, tendinitis, torticolis, trastornos de la dentición.

Aparato respiratorio/ Neumología y ORL: afonía, alergias respiratorias, amigdalitis, asma, bronquitis, bronquiectasia, catarro, enfisema pulmonar, faringitis, insuficiencia respiratoria, neumonía. Pulmonía, resfriados, rinitis, sinusitis, tos, tuberculosis.

Aparato digestivo: aftas, encías sangrantes, gingivitis, piorrea.

Dermatología: acné, eccemas, dermatitis atópica, heridas, herpes, psoriasis.

Trastornos del metabolismo: colesterol, triglicéridos, diabetes tipo II.

Sistema Circulatorio: flebitis, piernas cansadas, ulceras varicosas, varices.

Sistema nervioso: estrés, insomnio.

Otros:
– Alcoholismo.
– Alergias.
– Alzheimer.
– Anemia.
– Cáncer.
– Cicatrización de las heridas.
– Deportistas.
– Enfermedades de meniere.
– Enfermedades degenerativas.
– Epistaxis.
– Escorbuto.
– Fiebre.
– Hipertensión arterial.
– Infecciones.
– Infertilidad masculina.
– Intoxicación por medicamentos o químicos.
– Menopausia.
– Parkinson.
– Tabaquismo.
– Tinnitus.
– Trastornos del crecimiento.

 

Precauciones a tener en cuenta con el uso de Vitamina C (Ácido Ascórbico)

Después de someterse a procedimientos de angioplastia: antes y después de una angioplastia evite tomar suplementos que contienen Vitamina C (Ácido Ascórbico) u otras vitaminas antioxidantes, sin la supervisión de un profesional de la medicina.

Embarazo y lactancia: la Vitamina C (Ácido Ascórbico) es probablemente segura para las mujeres embarazadas o en periodo de lactancia si se toma en la dosis recomendada de 120 mg por día, el tomar Vitamina C en exceso durante el embarazo podría causar problema para él bebe recién nacido.

Las células cancerosas concentran gran cantidad de Vitamina C (Ácido Ascórbico), hasta que no se tenga más información use dosis altas de Vitamina C solo bajo dirección de su oncólogo.

Diabetes: la Vitamina C (Ácido Ascórbico) puede aumentar la azúcar en la sangre, las mujeres de mayor edad con diabetes no deben sobrepasar la dosis de 300 mg por día, lo cual aumento el riesgo de muerte debido a enfermedades del corazón.

Cálculos renales o un historial de cálculos renales: grandes cantidades de Vitamina C (Ácido Ascórbico) puede aumentar la probabilidad de tener cálculos renales. No se debe sobre pasar la dosis de Vitamina C (Ácido Ascórbico).

Deficiencia glucosa-6-fosfato deshidrogenasa (G6PDD): las personas con esta enfermedad al consumir grandes cantidades de Vitamina C (Ácido Ascórbico) podrían exponerse a rupturas de los glóbulos rojos evite en consumo de grandes cantidades.

Enfermedad de células falciformes: la Vitamina C (Ácido Ascórbico) puede empeorar esta afección.

 


 

Información obtenida de fuentes externas. Desde www.salud-vida.es no nos hacemos responsables del uso o interpretación que se le dé a la información aquí mostrada ni de la autenticidad o veracidad de la misma.

 

También te puede interesar

COMPARTE ESTA PÁGINA EN TUS REDES SOCIALES

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *